Censura en La Canela

Una vez más, la censura se manifiesta en la revista municipal de Fuenmayor, La Canela.

El Partido Socialista nos pidió un escrito de nuestro grupo político para la revista municipal. Ya que sería una indignidad por su parte no añadir los escritos de los diferentes grupos municipales, cuando el Ex-Concejal de Cultura, de IU, mandó añadirlos fomentando así que la revista municipal sea eso, una revista en la que todos pudiesen hablar.

Esta mañana, muchas de nosotras hemos recibido la revista municipal en nuestras casas y cuál ha sido nuestra sorpresa que no hemos visto los escritos de los diferentes grupos políticos.

Un alcalde que ha llegado a serlo gracias a un pacto que él mismo ha roto, se apodera en minoría de la revista municipal y luego se jacta poniendo unos paneles de “espacio de participación ciudadana”. No es ético ni moral, que siga siendo alcalde. No representa a la mayoría, puesto que no tiene apoyos suficientes.

Éste ciudadano: Censura, miente y manipula, aún habiendo perdido la legitimidad para gobernar.

AQUÍ EL ESCRITO CENSURADO, AL COMPLETO:

En primer lugar, desde IU, entendemos que tanto asociaciones como los grupos políticos con representación en el Ayuntamiento tenemos que poder expresarnos libremente en la revista municipal “La Canela”. Y por ello, en su primer intento de publicar la revista, nuestro entonces Concejal de Cultura recuperó la posibilidad de que los grupos municipales pudieran expresarse en ella. para más tarde crear una ordenanza, que dejase de ser el panfleto del PSOE y se convirtiese en una verdadera revista municipal, ajena al gobierno de turno, participativa, abierta y transparente.

A través de este escrito, queremos explicar a nuestros vecinos que nuestra salida del equipo de gobierno ha sido fruto de reiterados rechazos, por parte del equipo socialista, del acuerdo de gobierno alcanzado en junio del pasado año. Acuerdo que por cierto, todo el mundo conoce y puede encontrar en nuestra web www.iufuenmayor.es

Una vez fuera del equipo de gobierno en una rueda de prensa explicamos que si el PSOE quiere sentarse a hablar de presupuestos. Tendrá que haber realizado lo siguiente:

  1. Revisión de la fiscalidad del municipio y su puesta en marcha a la mayor brevedad posible, en base a las propuestas que IU Fuenmayor planteó, de la Plataforma por una Fiscalidad Justa, Ambiental y Solidaria.
  2. Retomar la Comisión de Seguimiento de la Crisis, con periodicidad y representación adecuadas y asignación económica apropiada. Abordando seriamente cuestiones como: pobreza energética, gratuidad en el servicio de la ayuda a domicilio para rentas bajas (a revisar), necesidades de parados y familias con bajos recursos, recogida digna de temporeros, etc.
  3. Compromiso de fomentar sin ambages la Participación Ciudadana y los Presupuestos Participativos. Con una ordenanza especifica de funcionamiento de revista “La Canela”, Página Web, etc.
  4. Remunicipalización de servicios públicos.
  5. Impulsar decididamente la Agenda Local 21 como elemento dinamizador de la política medioambiental municipal, olvidada hasta estos momentos.
  6. Fomentar una autentica transparencia del funcionamiento municipal, en base no solo a la puesta en practica de la Ley de Transparencia, sino con autentica voluntad de abrir la administración a los vecinos.
  7. Contratación por el Ayuntamiento de cinco personas para los siguientes puestos: administración en oficinas, conserje del colegio de primaria, educador escuela infantil, alguacil medioambiental y técnico de urbanismo. Con un estudio pormenorizado de las necesidades de personal: fomentando la estabilidad laboral, la contratación estable y la promoción interna.
  8. Definir un Plan de Políticas Activas de Empleo y de formación continua del personal municipal, dotados con partidas económicas adecuadas y un calendario de actuación definido.
  9. Incluir cláusulas sociales y ecológicas en los pliegos de licitación municipal.
  10. Adecuar la partida de altos cargos a 24.000€, que el PSOE no quiso aceptar en los acuerdos del pacto de gobierno.

 

Por último, nos gustaría añadir que si el PSOE no llegase a un acuerdo presupuestario con IU o con el PP, al no tener apoyos suficientes para gobernar y no ser la fuerza más votada, lo que debería hacer el señor alcalde es dimitir. Ya que no está legitimado para continuar al frente del ayuntamiento de Fuenmayor. Sería inadmisible que una persona que adquiere el cargo de alcalde , gracias a un acuerdo que incumple, permanezca en su puesto ni un minuto más, si no es capaz de pactar con ningún grupo los presupuestos del municipio.